El momento más mágico que viví en Nepal

La tercera y penúltima semana de mi voluntariado pasó volando.

El Lunes tuvimos el día libre que fue cuando volvimos de la excursión a Lumbini que os comentaba ayer. El Martes y el Miércoles seguimos con las activiades con el After School Project y yo seguía con las entrevistas para mi reportaje. El Jueves tuvimos la última actividad con el After School Project. Para ese entonces las extraescolares se acababan por la proximidad del fin de curso Nepalí que se celebraba en Abril, al igual que el año nuevo Nepalí.

Despedida del After School Project

Despedirnos del proyecto fue muy triste pero fue bonito. Los niños y niñas nos despidieron con abrazos, aplausos y mucha gratitud. En el grupo de Bastipur hasta nos cantaron una canción que se prepararon esa semana con la profe. Recuerdo en especial una niña que al salir de la clase me abrazó y me dijo “Thank you sister, I love you”. Las lágrimas empezaron a caer por mi cara…. ¿que había hecho yo para merecer tal muestra de amor? Apenas me había percatado de que esta niña estaba en esa clase, había tantos niños y eran actividades tan cortas que no teníamos tiempo de conocer cada uno de ellos. Sin embargo vino y me dio ese abrazo…. me derretí. Que momento más tierno.

Una cena inesperada

El Viernes por la tarde las profes de la escuela nos invitaron a su casa a cenar. Íbamos solo para tomar algo y sin que nos enterásemos ya nos estaban preparando la cena. Así son los Nepalíes…. super serviciales. Nos prepararon un delicioso arroz con leche de coco y pollo al curry. Madre mía, estaba buenísimo. Fue un detallazo por su parte, querer enseñarnos su hogar y la aldea donde viven. También conocimos a sus hijos y a sus maridos. Nos ofrecieron sentarnos dentro de su casa (nos sentamos en las 3 camas que habían en la única sala de la casa. Y digo casa, pero realmente era una cabaña hecha de madera y barro. Y cenamos todos juntos, las 3 profes, nosotros cuatro, los hijos y maridos de dos de ellas. Fue una cena muy bonita y especial.

VIAJA SEGURO Y TRANQUILO
Viaja con toda tranquilidad con el seguro de viajes Mondo y su cobertura Covid-19.
Haz click para más info y ahórrate un 5% de descuento.

El momento más mágico

Y si esa noche ya había sido de lo más bonita y especial todavía nos quedaba una sorpresa más. Al volver de noche hasta Bastipur, entre la selva y sin luz, nos encontramos con un río lleno de luciérnagas. Fue tan bonito. Estábamos tan metidos en la selva que se veían las estrellas super definidas y brillantes en el cielo, las luciérnagas bailaban sobre el río y se oía el ruido de los grillos de fondo. Si tuviera que escoger el momento más especial que viví en Nepal, me quedaría con este. Nos quedamos ahí parados un buen rato, en silencio, disfrutando del momento.

El trayecto de vuelta fue toda una aventura. Nunca antes habíamos estado por esos lares y no teníamos ni idea de donde íbamos. Para ir, esa misma tarde guidados por las profes, pasamos por otro camino pero estábamos volviendo por otro. No se veía nada en absoluto y estábamos en medio de la selva. Ahora lo pienso y no recuerdo tener miedo por si aparecía un guepardo…. pero si por caerme al suelo. Apenas veía los baches o donde ponía los pies.

Empiezan los cambios

A los dos días mi compañera Bea ya se iba a Kathmandú para volver a España. Ese fin de semana se empezó a hablar de un posible cierre de fronteras en España. Y la incertidumbre de si podría o no regresar a casa ya empezaba a no dejarme dormir. El Sábado tenía libre y llamé a Qatar, con quién tenía el vuelo de vuelta, para adelantar mi vuelo. Después de pasarme un buen rato al teléfono (que me cobraron 90€ por esa llamada) no pudieron darme un asiento hasta el 24 de Marzo como muy temprano. Eso era a una semana y dos días vista). Lo que añadieron que tampoco podían asegurarme que ese vuelo fuese a salir porqué el gobierno de Nepal estaba valorando la posibilidad de cerrar fronteras y de ser así lo más probable es que todos los vuelos quedasen cancelados y no operasen de nuevos.

Me quedé con la fecha del 24 de Marzo, quedaba una semana y poco, tampoco era tanto. Solo dependía de que tuviera suerte y todo aguantara tal y como estaba hasta poder regresar. Tomando ese vuelo llegaría el 25 de Marzo en España y con suerte no se habrían cerrado las fronteras todavía.

Mañana, en el último post, os contaré como que fue la última semana de mi voluntariado, una semana algo agridulce. Y nuevamente como acabé confinada en las montañas del Sarangkot.

Espero que este post te haya servido de ayuda. Cualquier duda puedes contactarme o dejar un comentario abajo, te ayudaré en todo lo que pueda. Recuerda que también puedes seguir todos mis viajes en Instagram y Youtube.

AHORRA EN TU VIAJE:

El mejor precio en tus reservas de alojamiento con Booking aquí
Viaja seguro y ahórrate un 5% de descuento en tu seguro de viajes aquí
Encuentra las mejores ofertas de vuelos aquí
Reserva todos los traslados desde el aeropuerto aquí
Reserva los mejores tours y excursiones en español aquí
Reserva todos los desplazamientos en ferry, tren y bus aquí
Compra tu tarjeta SIM prepago y ahórrate un 5% de descuento aquí
El mejor precio en el alquiler de coche con Rentalcars aquí
Todos mis productos recomendados aquí
Encuentra un montón de consejos viajeros aquí

Me encantaría saber que opinas del post. ¿Me dejas unas palabras?